El Gobierno de Canadá ha modificado la ley para que los pacientes a los que se les haya recetado cannabis medicinal puedan cultivar sus propias plantas. Este cambio legislativo es consecuencia de un fallo del Tribunal Federal de Canadá, que en febrero determinó que los pacientes de cannabis medicinal debían tener derecho a cultivar su propia medicina.

La nueva ley entrará en vigor el próximo 24 de agosto. A partir de entonces los pacientes podrán inscribirse en un registro para cultivar su propio cannabis o designar a una persona para que lo haga por ellos. Para registrarse como cultivador el paciente deberá incluir la recomendación médica de consumo, así como la ubicación del cultivo y del almacenamiento.

Los pacientes que quieran cultivar sólo podrán conseguir las semillas y los esquejes en una de las 34 empresas con licencia para producir cannabis medicinal. La cantidad de plantas permitidas en el cultivo dependerá de la receta de cada paciente, es decir, se deberá ajustar a la previsión de consumo del paciente según la recomendación médica.

Está previsto que esta ley se vea modificada en el futuro debido a los planes del gobierno de regular el cannabis recreativo. El Primer Ministro Justin Trudeau ganó las elecciones del año pasado con una programa electoral que incluía la legalización la marihuana para uso recreativo, y se sabe que su gobierno está estudiando la vía para llevar a cabo el proyecto.

Anuncios